Marruecos facturó 164 millones de dólares en venta de fosfato saharaui, un aumento en las exportaciones respecto al año anterior.

Madrid, 08 abril de 2019. -( El Confidencial Saharaui ).

Por Lehbib Abdelhay/ECS.

WSRW publica un nuevo informe sobre la industria ilegal del fosfato del Sáhara Occidental.

La captura de la biografía de WSRW /ECS


Marruecos exportó más de 1,93 millones de toneladas de fosfato fuera del Sáhara Occidental ocupado en 2018, por un valor estimado de 164 millones de dólares, según un informe publicado hoy por WSRW. El informe  muestra que Rabat es depende cada vez más de clientes para las exportaciones del Sáhara Occidental.

Western Sahara Resource Watch (WSRW) ha lanzado hoy la sexta edición de su informe anual "P for Plunder", un informe general que documenta el comercio de roca fosfática del Sáhara Occidental durante el año anterior.

El informe detalla la cantidad total exportada desde Sáhara Occidental en 2018, unas 1,93 millones de toneladas, con un valor estimado de 163.88 millones de dólares, enviada en 33 buques a varios pasies, donde no reflejan países europeos o Estados Unidos.

Un aumento en las exportaciones respecto al 2017, según el informe. Las importaciones de la producción de Marruecos en el Sáhara Occidental en 2018 se atribuyen a seis empresas de cuatro países a nivel internacional, mientras que aproximadamente 72 empresas en todo el mundo han sido identificadas como propietarias u operadoras de los buques que han transportado la roca de fosfato a los importadores.

Si bien, la cantidad total exportada es bastante alta, hay que señalar que el principal importador, Nutrien Ltd de Canadá, responsable del 50% de los envíos del año, decidió detener todas las importaciones adicionales desde el territorio desde el final del año pasado, Estados Unidos decidió finalizar su participación en el comercio ilegal del fosfato saharaui.

Pero durante el 2018, surgieron dos nuevos clientes interesados en la compra del fosfato saharaui: Coromandel Ltd de India, responsable de un solo envío pequeño, y Sinofert Holdings Ltd de China, que tiene a Nutrien como su segundo mayor propietario.

Si bien no se ha exportado fosfato del Sáhara Occidental a Europa en los últimos dos años, todavía hay empresas europeas involucradas en el controvertido transporte de la mercancía.

El operador más involucrado es Ultrabulk A/S de Dinamarca, que realizó 6 de los 33 envíos en 2018. Un número considerable de los buques utilizados para enviar la roca de fosfato. El Ultrabulk es propiedad de empresas griegas.

WSRW había observado que desde que los barcos que transportaban fosfato del Sáhara Occidental fueron detenidos en Panamá y Ciudad del Cabo en 2017, no se realizó un solo envío a través del Cabo o el Canal de Panamá. Esa tendencia continuó a lo largo de 2018.

"WSRW hace un llamado a todas las compañías involucradas en el comercio para que detengan de inmediato todas las compras de fosfatos del Sáhara Occidental hasta que se encuentre una solución al conflicto y se haya asegurado al pueblo saharaui el ejercicio de su derecho a la autodeterminación. Se ruega a los inversores que participen o despojen a menos que las empresas se comprometan claramente a retirarse del comercio.", concluyó el comunicado.