Guterres "empuja hacia un referéndum de autodeterminación en el Sáhara Occidental".

Madrid, 03 abril de 2019. -(El Confidencial Saharaui).

Por Lehbib Abdelhay/ECS. Vía Franceinto 



Antonio Guterres pidió a las partes en conflicto que demuestren más voluntad para avanzar hacia una solución. Las Naciones Unidas, sin embargo, no espera un resultado rápido para esta tarea.

Si bien se espera una tercera mesa redonda de negociaciones sobre el Sáhara Occidental antes del verano en Ginebra, el Secretario General de la ONU, Antonio Guterres, pidió a todas las partes involucradas en el conflicto que "tomen medidas" para avanzar hacia una solución que "es posible".

"Fuerte voluntad política"

En un informe enviado el 1 de abril al Consejo de Seguridad, Guterres no especifica cuál podría ser esta solución, pero, según sus observaciones, debe conducir a una "autodeterminación de la población del Sáhara Occidental". Para esto, se requiere una "fuerte voluntad política" de los actores y de toda la comunidad internacional, dijo Antonio Guterres en sus recomendaciones.

Lamentando una "falta de confianza" general en "la voluntad del otro para comprometerse seria y equitativamente en el proceso" , el Secretario General reconoce que "construir una confianza requiere tiempo", pero todos pueden contribuir. "Insto a las partes a que muestren activamente gestos de buena fe que demuestren su voluntad de progresar", dijo, agradeciendo a este respecto la decisión del Frente Polisario de la destrucción de su último stock de minas.

"El costo del conflicto en el Sáhara Occidental, en términos de sufrimiento humano, falta de oportunidades para los jóvenes y riesgos de seguridad, es demasiado alto para ser aceptado" , dijo el funcionario de la ONU.

Guterres propone un presupuesto para Minurso hasta 2020.

El secretario general también pide al Consejo de Seguridad que renueve el mandato de la fuerza de paz de Minurso desplegada en el Sáhara Occidental, que expira a finales de abril. Aunque sin mencionar la duración, ya que Estados Unidos impone prórrogas de seis meses en seis meses desde abril de 2018 para presionar a las partes a seguir negociando.

La ONU no espera un resultado rápido.

A finales de marzo, después de la segunda mesa redonda entre el Frente Polisario y Marruecos, y con la presencia de Argelia y Mauritania organizada en Suiza desde diciembre de 2018, después de seis años de ausencia de diálogo, el enviado de la ONU, Horst Köhler, hizo sus propias observaciones: las posiciones son "fundamentalmente diferente", "nadie debe esperar un resultado rápido", dijo Köhler.

El Polisario reclama un referéndum de autodeterminación para el Sáhara Occidental, un área desértica de 266,000 kilómetros cuadrados en una región rica en fosfatos y rodeada de aguas ricas en peces. Marruecos, que se anexó a esta antigua colonia española en 1975, rechaza cualquier otra solución que no sea la autonomía bajo su soberanía.