Una mesa redonda debate sobre el muro de la "vergüenza" en el Sáhara Occidental.


● Campaña para un mundo sin muros. Mesa redonda.




Madrid, 10 noviembre 2018. -(El Confidencial Saharaui).

Por Dah Salama Dat/ ECS.

Dah Salama Dat/ durante su intervención





En la tarde de ayer, 9 de noviembre, tuvo lugar una mesa redonda en el salón de actos de CC.OO enmarcada en las actividades de la Campaña para un Mundo sin Muros (#WorldwithoutWalls), que a lo largo de la semana han organizado Interpueblos/Comité de Solidaridad con los pueblos, Brigadas Internacionales de Paz y Cantabria por el Sáhara.

El acto, que comenzó con un recuerdo para Paco Torre, veterano y entrañable activista recientemente fallecido, contó con la participación de Najati S. Jabary (Palestina - Comité de Solidaridad con los Pueblos), Dah Salama (Sáhara - Plataforma Gritos contra el muro) y, vía Skipe, Alberto Xicoténcalt ( México - Casa del Migrante de Saltillo). 




La campaña, iniciada el año pasado por más de 54 movimientos y redes palestinos y 39 mexicanos, se ha transformado en una fuerza global que puede unir a las personas, inspirarse en la diversidad y mostrar la convergencia y la interconexión de nuestras luchas. Más de 370 movimientos de todos los continentes, personas perjudicadas por los muros y que luchan para la justicia, la libertad y la igualdad se han organizado, han marchado juntas, denunciado, aprendido y creado estrategias durante toda una temporada de movilizaciones para el día Global de InterAcción para un Mundo sin Muros.




Además de informar sobre la historia y características de cada uno de los muros, los ponentes incidieron en la importancia de trabajar en red, de compartir luchas y experiencias para desafiar con éxito las políticas que construyen muros, visibles e invisibles, muros que dividen y matan, muros que relegan al olvido, muros que sacan a la luz lo más bajo y rastrero de la condición humana. Las intervenciones dieron pie a un interesante y animado debate.

Más de 2.500 muertos.

El Sáhara Occidental una de las diez zonas más minadas del mundo. Más de 2.500 personas han resultado heridas, mutiladas o asesinadas por artefactos de fabricación italiana, portuguesa, china y soviética esparcidos por el territorio saharaui desde 1975, según el Servicio de las Naciones Unidas de Acción contra las Minas (UNMAS).

Tras más de dos décadas desde el fin de la guerra entre Marruecos y el Frente Polisario, la tierra sigue enterrando vidas. Sólo en lo que va de año la ONG Llamamiento de Ginebra ha registrado 34 víctimas de minas en la parte liberada. “La mayoría son nómadas, pastores o niños que confunden los explosivos con juguetes”, asegura la Asociación Saharaui de Víctimas de Minas (ASAVIM).