La flota española que faenaba en el Sáhara lo está pasando mal.



Madrid, 30/08/2018. -( El Confidencial Saharaui). Agencias.


Costa de Dajla/foto de ECS archivo


El ministro español de Pesca, Luis Planas, avanzó que está elaborando dos órdenes ministeriales que se aprobarán «lo antes posible» para regular las ayudas a los armadores y tripulantes que se han visto afectados por el parón hasta la entrada en vigor del nuevo acuerdo pesquero con Marruecos. «La flota está atravesando una situación difícil porque no tiene actividad», reconoció Planas durante su comparecencia ayer en la comisión extraordinaria de Agricultura en el Congreso.

Planas recordó que el acuerdo pasará la próxima semana al Parlamento Europeo, que tendrá que verificarlo para que el pacto se ejecute. «El objetivo es que entre en vigor en el 2019, pero espero que ya esté a finales de este año. Un acuerdo que favorecerá la sostenibilidad de la flota en sus vertientes medioambientales y generará empleo y riqueza en zonas vulnerables», señaló. (EP)

Cabe recordar que este acuerdo, pendiente de ratificar, es considerado una violación flagrante del derecho internacional" porque los saharauis no reciben ningún beneficio ni han sido consultados. Para el Frente Polisario, el acuerdo de pesca entre Europa y Marruecos es "nulo".

El Polisario ha manifestado que este acuerdo europeo con el gobierno marroquí es una "violación flagrante del derecho internacional", aunque ha resaltado que los saharauis no están en contra de que los pesqueros canarios, andaluces o gallegos puedan faenar en aguas saharauis.

El Acuerdo no es aplicable al Sáhara
.

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) ha fallado que el acuerdo de pesca con Marruecos no se puede aplicar en las aguas del Sáhara Occidental porque esos caladeros "no están comprendidos en la zona de pesca marroquí".

La corte europea deja claro en una nota de prensa (en pdf) que incluir el territorio del Sáhara Occidental en el ámbito de aplicación del acuerdo de pesca "conculcaría determinadas normas de Derecho Internacional", en especial el principio de autodeterminación.

El acuerdo es aplicable a "las aguas bajo soberanía o jurisdicción" del reino alauí. El TJUE subraya que "el territorio del Sáhara Occidental no forma parte del territorio del reino de Marruecos" por lo que sus costas quedan fuera del acuerdo. Es decir, la "zona de pesca marroquí" de la que habla el protocolo "no incluye las aguas adyacentes al territorio del Sáhara Occidental".