El Aaiún ocupado bajo asedio policial.


El Aaiún, 30/07/2018 - (El Confidencial Saharaui). 





La ciudad de El Aaiún, donde a finales del mes pasado hubo grande manifestaciones y enfrentamientos sangrientos, continúa bajo un fuerte control policial, con agentes antidisturbios desplegados junto a soldados y policía local marroquí.

El Aaiún, capital administrativa del Sáhara Occidental, se ha convertido en un auténtico campo de batalla entre las fuerzas de ocupación de Marruecos y la población civil saharaui levantada contra la ocupación, según denuncia UJSARIO en su página web, que además añadió que las calles de la ciudad están totalmente retomadas por las fuerzas de Seguridad.

La capital está totalmente cercada por el ejército marroquí y el número de Fuerzas Auxiliares y la policía aumenta por momentos, añade la organización de la Juventud Saharaui.

Ante esta amenaza, la respuesta de la población civil saharaui ha sido la de “no rendir”. En las calles de la ciudad, camiones antidisturbios bloquean las entradas de los barrios populares, fuerzas auxiliares y miembros de la DGST vestidos de paisano pasean y registran calle por calle.

La situación es tan alarmante que se teme que se produzca otro genocidio entre la población saharaui.

Los enfrentamientos comenzaron durante la visita del enviado especial de la ONU, Horst Köhler, y se prolongaron durante todos estos días. La situación es muy confusa. Las fuerzas de seguridad marroquíes no dejan las calles, la ciudad está cercada desde hace un mes.