Tormenta de arena sacude campos de refugiados saharauis derribando casas y cortando la luz.


Smara, 01/05/2018 - ( El Confidencial Saharaui). 


Campamentos de Bojador/foto de ECS


Los campos de El Aaiún, Smara y Auserd han sido golpeados en las últimas horas por una fuerte tormenta de arena, mientras que en Dajla se ha registrado fuerte viento cálido. El vendaval derribó algunas casas de adobe e hizo estallar sus techos y obligó a cerrar ciertos colegios.

La tormenta ha estado acompañada por una subida de las temperaturas y se ha extendido por los cincos campamentos. Según el tiempo, está previsto que la situación mejore, aunque el viento continuará hasta el próximo sábado, afectando a la población refugiada desde hace más de cuatro décadas en el suroeste de Argelia.

Nuestro corresponsal en Smara destacó que la tormenta de arena, que ha estado acompañada de una subida generalizada de las temperaturas, se extendió a todas las Wilyas (Provincias) como en la propia ciudad de Tinduf , donde la visibilidad en las carreteras se redujo considerablemente.

La mayoría de los refugiados saharauis viven en jaimas y sin ningún tipo de fuente de aire ni de electricidad por el temporal. En casi todos los campamentos la gente es presa del pánico ya que si sigue la tormenta, las viviendas improvisadas no podrán soportar el peso de la arena ni la fuerza con la que sopla el viento.

La tormenta causó también cortes de electricidad en algunas wilayas, mientras que las autoridades aumentaron el estado de alerta para enfrentar cualquiera urgencia y advirtieron a los conductores de reducir la velocidad en las carreteras para evitar accidentes de tráfico.