.

ONU: La Minurso sigue sin operar a plena capacidad tras la expulsión de personal.


Nueva York, |Agencia EFE| 27/09/2016 - El Confidencial Saharaui
.

La misión de la ONU en el Sáhara Occidental (Minurso) declaró hoy que aún no ha recuperado su "plena capacidad" tras la expulsión en marzo de buena parte de su personal civil por parte de Marruecos.


En julio, un primer grupo de 25 empleados internacionales regresó como parte de un acuerdo negociado entre Naciones Unidas y Rabat, pero desde entonces ese número no ha aumentado, indicó el portavoz Farhan Haq.

Más de 70 trabajadores tuvieron que dejar la misión en marzo como consecuencia de la decisión de Marruecos, que creó una profunda crisis entre el país y la ONU y que llevó al Consejo de Seguridad a reclamar la vuelta urgente de la normalidad a la misión.

"La plena capacidad no ha sido restaurada completamente", dijo hoy Haq, utilizando el término usado por el Consejo de Seguridad en su resolución de abril.

Sin embargo, el portavoz señaló que la ONU está acelerando el proceso de contratación para cubrir "vacantes existentes" en la misión.

"En este momento, lo que estamos intentando es hacer el reclutamiento para asegurar que todas las tareas que deben llevarse a cabo están cubiertas", dijo Haq.

Como ejemplo de los progresos, el portavoz apuntó que el equipo de desminado de la misión ha completado su traslado a Tinduf con el fin de retomar sus "actividades operativas".

Rabat expulsó al personal de la Minurso en respuesta a varias declaraciones y gestos del secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, durante una visita a la región, considerados por Marruecos como "hostiles e insultantes", entre otras cosas por utilizar el término "ocupación".

La ONU estableció en 1991 la Minurso con el fin de facilitar un referéndum sobre el futuro de la antigua colonia española, consulta que por ahora no se ha llevado a cabo.

Marruecos presentó una propuesta de autonomía para la zona en 2007 y considera que esa debe ser la base de la negociación, mientras que el Frente Polisario insiste en la necesidad de convocar cuanto antes ese referéndum.