.

Felipe VI reafirma la búsqueda de una solución justa, duradera y mutuamente aceptable en el Sáhara Occidental.



Como ha hecho en sus dos anteriores intervenciones en la ONU, el Rey de España Felipe VI volvió a pedir “una solución justa y duradera” que prevea la libre determinación del Sáhara Occidental y recordó, una vez más, ante sus interlocutores entre los que se encontraba la primera ministra británica, Theresa May, que Gibraltar es la única colonia existente en territorio europeo.

El rey de España, Felipe VI, reafirmó este martes la búsqueda de una solución "justa, duradera y mutuamente aceptable", que prevea la libre determinación del pueblo del Sáhara Occidental en el marco de los principios y propósitos de la Carta de Naciones Unidas.

El rey de España ha solicitado a las partes del conflicto que retomen el diálogo y ha explicado que España reafirma su respaldo a los esfuerzos de la ONU para "una solución política justa, duradera y mutuamente aceptable, que prevea la libre determinación", añadió.

Felipe VI se expresó en estos términos durante su discurso que España apoya una solución política en el Sáhara Occidental.

Por otra parta, el rey de España destacó ante los participantes el papel de España como miembro no permanente del Consejo de Seguridad de la ONU y como miembro activo del Grupo de Amigos del Sáhara Occidental para encontrar una solución "justa, duradera y mutuamente aceptable" que ponga fin a este contencioso.