.

Gipuzkoa reitera su compromiso con el pueblo saharaui.


San Sebastián. ( Europa Press).



La Diputación de Gipuzkoa ha reiterado su compromiso con el Sahara en el encuentro que han mantenido este viernes el diputado general, Markel Olano, el diputado de Cultura y Cooperación, Denis Itxaso, la directora de Convivencia y Derechos Humanos, Maribel Vaquero, y el director de Cooperación, Fernando San Martín, con el Delegado en Euskadi del Frente Polisario, Mohamed Fadel Hay Enhamed.

Según ha informado la institución foral en un comunicado, Olano y Vaquero han hablado con el representante saharaui sobre la situación socio-politica tanto del Sáhara como de Euskadi a nivel internacional. El diputado general ha querido incidir en que "el compromiso de la Diputación Foral de Gipuzkoa con el Sahara sigue vigente".

"Defendemos su reivindicación porque creemos que tiene derecho a la autodeterminación", ha señalado, al tiempo que ha mostrado su solidaridad y compromiso de colaboración con el pueblo saharaui.

Por su parte, Itxaso y San Martin han comentado con el representante saharaui el convenio de colaboración que ha suscrito la Diputación y Euskal Fondoa con una dotación de 50.000 euros para el apoyo al proyecto 'Investigación y desarrollo de capacidades para la incidencia ante las violaciones de derechos humanos en el Sáhara Occidental'.

También han hablado sobre el próximo congreso que tendrá lugar en julio para elegir al sucedor de Mohamed Abdelaziz, presidente de la RASD y líder del Frente Polisario fallecido recientemente. "La situación del pueblo saharaui constituye uno de los mayores desafíos democráticos para la comunidad internacional.

Uno de los objetivos que nos hemos marcado en cooperación es la defensa de los derechos humanos y el apoyo a los pueblos sin estado reconocidos por Naciones Unidas, como el Pueblo Saharaui", ha asegurado Itxaso.


Por ello, la Diputación considera "fundamental", además de apoyar los campamentos de personas refugiadas en los territorios ocupados, apoyar iniciativas que permitan "la construcción de estrategias integrales de defensa de los derechos humanos y que a su vez permitan presionar a la comunidad internacional".

El objetivo de este proyecto es "avanzar en el respeto, vigencia y exigibilidad de los derechos humanos en el Sáhara Occidental mediante el apoyo a las demandas de verdad, justicia y reparación de las víctimas en el ámbito de las desapariciones forzosas".

EJES DE TRABAJO.

Las actividades a realizar se estructurarán en torno a cuatro ejes de trabajo. El primero de ellos es la exhumación de dos fosas comunes en los territorios liberados del Sahara Occidental, con restos estimados de unas 16 personas.

La envergadura de esta exhumación requerirá la publicación posterior de un informe de investigación que se presentará ante organismos de Naciones Unidas e instancias legales y se distribuirá en entornos especializados en derechos humanos para favorecer su incidencia e impacto.

El segundo eje es la creación de un banco de muestras de ADN, en el laboratorio de la UPV/EHU, de los familiares de personas desaparecidas saharauis con el objetivo de facilitar en los años venideros la identificación de restos exhumados.

El tercero se centra en la difusión del proceso seguido en los últimos años en la realización de acciones de incidencia política sobre la situación de los derechos humanos en el Sahara Occidental ocupado (sistematización de información e introducción de contenidos en la infografía que visualiza el mapa de fosas y traducción al francés del Resumen de El Oasis de la Memoria para su presentación en París).

El último de los ejes es el fortalecimiento de las capacidades en derechos humanos de las instituciones públicas y organizaciones sociales saharauis participantes en las actividades planificadas, mediante la impartición de módulos de formación especializada en derechos humanos
.