.

Intergrupo del Parlamento gallego denunciará ante la ONU su expulsión del Aaiún (Sáhara Occidental).

Galicia. - EFE.- 17-05-2016 - EL CONFIDENCIAL SAHARAUI.

Santiago de Compostela.

Agencia de noticias EFE. Intergrupo del parlamento de Galicia

El Intergrupo Paz e Liberdade para o Pobo Saharaui del Parlamento de Galicia, integrado por miembros de los distintos grupos de la Cámara, trasladará a las Naciones Unidas sus quejas tras serle prohibida la entrada a cinco diputados a los que se les impidió bajar del avión al llegar al aeropuerto de el Aaiún en el Sáhara Occidental.

Parlamentarios del Intergrupo junto con la portavoz de la Asociación de Solidaridade co Pobo Saharaui-SOGAPS, Maite Isla, y el delegado en Galicia del Frente Polisario, Habibullah Mohamed Kuri, que tuvieron que regresar al Aeropuerto de Gran Canaria, expusieron hoy en una rueda de prensa los motivos del viaje y la experiencia vivida.

El diputado del PPdeG Gonzalo Trenor dio lectura a una carta que el grupo enviará al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, al Parlamento Europeo y al Gobierno español.

En ella se explica que "el único objetivo" de la delegación desplazada al Sáhara Occidental "era observar in situ la situación en la que vive la población saharaui" en lo referido al "respeto de los Derechos Humanos".

La creación de la delegación que se desplazó hasta el Sáhara Occidental, expuso el diputado, "vino motivada por las diversas solicitudes recibidas en los últimos meses para que realizáramos una visita, solicitudes que provenían de organizaciones defensoras de los derechos humanos y de familiares de personas presas en cárceles marroquíes o desaparecidas.

"La relación de Galicia con el Sáhara es fuerte, muy estrecha", destacó Gonzalo Trenor, y expuso que lo que el Intergrupo exige es que se cumplan los acuerdos internacionales y que "se dé un fin pacífico a este conflicto que mantiene el Sáhara con Marruecos".

Por su parte el delegado del Frente Polisario en Galicia, Habibullah Mohamed Kuri, calificó de "importantísimo" el viaje de la delegación gallega, "en un intento de romper ese otro muro mediático sobre el Sáhara Occidental que vive bajo una ocupación ilegal, ilegítima", sostuvo.

"Con ese acto -prosiguió- había una tentativa de dar visibilidad a la lucha pacífica del pueblo saharaui para alcanzar su derecho natural a vivir libre, digno, en su territorio a través de un referendo organizado por Naciones Unidas para alcanzar una libertad como todos los pueblos del mundo".