.

Marruecos pierde la batalla en el Consejo de Seguridad.( Informe).

29-04-2016 - EL CONFIDENCIAL SAHARAUI.

NACIONES UNIDAS.


Apesar del apoyo por parte de Francia y España, el gobierno de Marruecos ha perdido la batalla en el Consejo de Seguridad.

El proyecto de la resolución final sobre el Sáhara Occidental, que será votado en dos horas por el Consejo de Seguridad de la ONU este viernes, 29 de abril, no ha sufrido cambios significativos.

El proyecto de la resolución presentado por Estados Unidos insta en la necesidad urgente de reestablecer la MINURSO para recuperar su capacidad de funcionar.

La resolución final presentada hoy por Estados Unidos sobre la MINURSO exige inmediatamente el restablecimiento de la misión de las Naciones Unidas para la organización de un referéndum de autodeterminación en el territorio, MINURSO", es decir, incluyendo el retorno de todo el componente civil y político que fue expulsado por Marruecos ", según fuente diplomáticas en la ONU. El proyecto extiende el mandato de la MINURSO hasta el 30 de abril de 2017.

De acuerdo con el proyecto de resolución, Ban presentará un informe al Consejo de Seguridad dentro de los 90 días siguientes a la votación de la resolución de la misión.

El Secretario General de la ONU indica en su el informe que la MINURSO es ahora capaz de funcionar plenamente ", de lo contrario el Consejo estará obligado a devolver la responsabilidad de estudiar las medidas adecuadas para poner en práctica su decisión sobre la restauración inmediata.

Además de la devolución del personal civil, el proyecto también incluye varios puntos desfavorables para Marruecos. Entre ellos, el pleno apoyo del Consejo de Seguridad para el compromiso del Secretario General y su Enviado Personal, Christopher Ross.

También pide a Rabat y el Frente Polisario que continúan las negociaciones bajo los auspicios del Secretario General de las Naciones Unidas sin condiciones previas y de buena fe y por lo tanto para preparar una quinta ronda de negociaciones.

También insiste en que la MINURSO debería ser libre para interactuar con todas las partes, incluidos los saharauis que desafían la ocupación de su territorio. 

Por último, Ban Ki-moon, entregará un informe sobre la situación en el Sáhara Occidental antes del final del período del mandato de la MINURSO.