.

El Departamento de Estado de los Estados Unidos corta la ayuda financiera a Marruecos.

El Departamento de Estado de los EE.UU se opone a la decisión del Congreso de asignar la ayuda financiera a Marruecos.


La ayuda incluía la región del Sáhara Occidental ocupado. Esta decisión, que no ha sido anunciada oficialmente debido a la actitud parcial del poder judicial del Parlamento Europeo.

El Congreso de Estados Unidos aprobó una ayuda financiera al régimen marroquí, incluyendo la región del Sáhara ocupado, y ofreció poca información respecto a la decisión de los miembros del Consejo Legislativo. Pero unas semanas después de la resolución del Congreso, llega información afirmando la discrepancia del Departamento de Estado de EE.UU con la decisión del Congreso. Cancelándose así la ayuda financiera. La diplomacia estadounidense se refleja en la inconveniencia de que la zona del Sáhara ocupado no ha cumplido con la soberanía requerida por las Naciones Unidas, y al mismo tiempo no había ningún precedente en dirigir la ayuda a la región.

En el caso de la decisión de los Estados Unidos, se debe tener en cuenta dos factores, el primero es la presencia de un fuerte grupo de presión que simpatiza con el Polisario, se trata de la Secretaría de Estado de los EEUU y su jefe, John Kerry. La segunda razón es una serie de errores cometidos por el régimen marroquí en la firma del Tratado de Libre Comercio con los Estados Unidos (TTIP) para someterse a la demanda de Estados Unidos. Marruecos incluyó la explotación de los recursos naturales del Sáhara Occidental. Algo que Estados Unidos excluyó inmediatamente.

En las últimas semanas, rodaron resoluciones y eventos internacionales que están en el interés de Marruecos sobre el conflicto del Sáhara Occidental. La decisión de la Corte Europea sigue siendo la más grave de su carácter hasta el momento y después, la decisión estadounidense que no ha sido confirmado oficialmente. El riesgo se refleja en el hecho de que los principales socios políticos y económicos de Marruecos son la Unión Europea y los Estados Unidos. Y le han abandonado por enriquecerse ilícitamente.

Esta decisión estimula las presiones hacia Marruecos. Después de que el Tribunal Europeo decidió cancelar el acuerdo del comercio agrícola entre Europa y Marruecos, y ahora una importante ayuda financiera le fue rechazada. La economía del régimen marroquí podría estar tambaleándose.